Sunday, Jan. 23, 2022

Grecia en negro: dos casos del comisario Kostas Jaritos

Written By:

|

28 May ’15

|

Posted In:

Grecia en negro: dos casos del comisario Kostas Jaritos

Defensa cerrada, autor Petros Márkaris, editorial Tusquets

Suicidio perfecto, autor Petros Márkaris, editorial Tusquets

Cuando la novela negra se va convirtiendo en novela de costumbres, el enfoque de los asesinatos, corrupciones varias, (a cargo de gente siempre muy cercana a la política, o políticos directamente) y demás vulneraciones de la ley que transcurren paralelas a la trama principal están tan incardinadas con un panorama de disolución de la sociedad tradicional, hacen que la dimensión sociológica del libro cambie: ya no sólo es importante la investigación de los casos, sino que cobra protagonismo el fondo de la sociedad en la que estos crímenes se cometen. Al mismo tiempo, los investigadores protagonistas ya no son como los de las novelas negras clásicas. Sam Spade, Marlowe, el hombre delgado, o los actores del cine de gansters de siempre ya quedan lejanos y algo marcianos, ahora se lleva el detective estilo Carvalho, o el comisario Brunetti, o Salvo Montalbano, una cosa mediterránea, donde los vecinos y la comida del lugar tienen más importancia que el asesinato en sí. Lo que toda la vida hemos llamado el color local.

Como decíamos más arriba, la novela negra deviene en novela de costumbres: la sangre es una excusa para mostrarnos como somos hoy, y como hemos cambiado. El mundo alrededor del Mediterráneo ya no es lo que era, esto no es ni bueno ni malo, simplemente es.defensa-cerrada

Y es como es. Las novelas de Petros Márkaris son el termómetro que nos indican como están los griegos hoy, como respiran, que comen, como defraudan, como se mata, y como se muere….Si usted quiere saber como era Grecia antes de la crisis, en los tiempos de las Olimpíadas de 2004, cuando se tiraba el dinero que venía de Europa (dinero que ahora se les reclama, claro) y de cómo la corrupción y el desfalco ,la pérdida de cualquier valor moral y el estupor social imperan por doquier, tiene que leer los casos del comisario Kostas Jaritos, la gran creación de Petros Márkaris.

El comisario Kostas Jaritos es un policía sin glamour, no es alto, no es guapo, es casi viejo ( entró en la policía en tiempos de la dictadura de los coroneles), no es gourmet, (su plato preferido son los tomates rellenos que le prepara su señora, cuando no está enfadada…) no es excesivamente culto, (solo lee, por la noche, mientras reflexiona, diccionarios) el coche que conduce es casi tan viejo como él…

Cuando hagan la película, o la serie de televisión, (que la harán, no les quepa duda ninguna) el actor que encarne al comisario deberá ser una especie de Paco Martínez Soria serio y sin boina, en sus buenos tiempos. Su señora debería ser alguien parecido a Irene Papas, cuando Irene Papas brincaba de los cincuenta: una mujer de armas tomar que le causa al comisario más problemas que los delincuentes a los que se enfrenta. Otra característica del bueno de Kostas Jaritos es que no pega a nadie, (seguramente quedó vacunado cuando de novato presenciaba las torturas a que era tan aficionada la policía política de la dictadura griega de los coroneles) no hay peleas, golpes ni puñetazos. El comisario es un sabueso concienzudo y tranquilo, va desentrañando y devanando la madeja con parsimonia y seguridad, algo que a sus superiores no les parece demasiado bien, pero como funciona, se lo toleran… de aquella manera.

He elegido estas dos novelas de la serie ( cualquiera podría ser buena para esta crónica), porque son de las primeras, y al final de Defensa cerrada, el comisario recibe un disparo en el pecho y se acaba la novela,¿estará muerto el comisario?… pero al principio de la siguiente, Suicidio perfecto, el comisario despierta en el hospital, y todo comienza de nuevo. Un nuevo caso, una nueva vida…otro atasco en el proverbial caos circulatorio ateniense, el calor húmedo del verano….

Lo dicho, si quieren saber como Grecia y los griegos han llegado a lo que han llegado, no dejen de leer las novelas del comisario Jaritos. La diversión está asegurada.

Manuel Bordallo

markaris

Share This Article

Related News

Compra aquí el libro LA GUERRA DE NUESTRAS ABUELAS
Ana M.M. Sagi vuelve a Caspe de la mano de Juan Manuel de Prada
Caspe literario. Maristany y los pajaritos

About Author

ManuelBG

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies